domingo, 12 de febrero de 2012

Diagrama de Pareto



Este trabajo es un pequeño ensayo de la investigación acerca de que es, cómo y para qué se utiliza esta propuesta del diagrama de Pareto, en cuestiones de calidad.
El Diagrama de Pareto es una gráfica en donde se organizan diversas clasificaciones de datos por orden descendente, de izquierda a derecha por medio de barras sencillas después de haber reunido los datos para calificar las causas. De modo que se pueda asignar un orden de prioridades.
Sirve para detectar los problemas que tienen más relevancia mediante la aplicación del principio de Pareto (“pocos vitales, muchos triviales”) que dice que hay muchos problemas sin importancia frente a solo unos graves. Ya que por lo general, el 80% de los resultados totales se originan en el 20% de los elementos; por ejemplo: La minoría de clientes que representen la mayoría de las ventas.
Se puede  explicar cómo que la minoría vital aparece a la izquierda de la grafica y la mayoría útil a la derecha. Hay veces que es necesario combinar elementos de la mayoría útil en una sola clasificación denominada otros, la cual siempre deberá ser colocada en el extremo derecho. La escala vertical es para el costo en unidades monetarias, frecuencia o porcentaje.
La gráfica es muy útil al permitir identificar visualmente en una sola revisión tales minorías de características vitales a las que es importante prestar atención y de esta manera utilizar todos los recursos necesarios para llevar a cabo una acción correctiva sin malgastar esfuerzos.
Esta propuesta de diagrama se basa en la ley de Pareto, creada por el mismo italiano; por lo tanto, el Análisis de Pareto es una técnica que separa los “pocos vitales” de los “muchos triviales”. Una gráfica de Pareto es utilizada para separar gráficamente los aspectos significativos de un problema desde los triviales de manera que un equipo sepa dónde dirigir sus esfuerzos para mejorar. Reducir los problemas más significativos (las barras más largas en una Gráfica Pareto) servirá más para una mejora general que reducir los más pequeños; vemos como la utilización de esta herramienta puede resultar una alternativa excelente para un gerente de estilo Bombero, quien constantemente a la hora de resolver problemas solo “apaga incendios”, es decir, pone todo su esfuerzo en los “muchos triviales”.
Pareto es una herramienta de análisis de datos ampliamente utilizada y es por lo tanto útil en la determinación de la causa principal durante un esfuerzo de resolución de problemas. Este permite ver cuáles son los problemas más grandes, permitiéndoles a los grupos establecer prioridades. En casos típicos, los pocos (pasos, servicios, ítems, problemas, causas) son responsables por la mayor parte el impacto negativo sobre la calidad. Si enfocamos nuestra atención en estos pocos vitales, podemos obtener la mayor ganancia potencial de nuestros esfuerzos por mejorar la calidad. Las Gráficas de Pareto son especialmente valiosas como fotos de “antes y después” para demostrar qué progreso se ha logrado.
¿Cómo se utiliza?
Los pasos para realizar un diagrama de Pareto son:
1. Determinar el problema o efecto a estudiar.
2. Investigar los factores o causas que provocan ese problema y como recoger los datos referentes a ellos.
3. Anotar la magnitud (por ejemplo: euros, número de defectos, etc.) de cada factor. En el caso de factores cuya magnitud es muy pequeña comparada con la de los otros factores incluirlos dentro de la categoría “Otros”
Esto nos lleva a la conclusión que para llevar a cabo un proceso de Resolución de Problemas o Toma de Decisiones es necesario manejar cada una de las herramientas básicas de la calidad, tanto desde el punto de vista teórico como desde su aplicación.
La interpretación de un Diagrama de Pareto se puede definir completando las siguientes oraciones de ejemplo: “Existen contribuyentes relacionados con. Pero estos corresponden al % del total. Debemos procurar estas categorías pocos vitales, ya que representan la mayor ganancia potencial para nuestros esfuerzos.”

Conclusión:
            El diagrama de Pareto es una herramienta muy apta y práctica para elaborar análisis cortos y concretos sobre las categorías de problemas que pueden presentarse en una empresa y sirve para darse cuenta de cuáles son los que se deben solucionar con prioridad, basándose en la ley de Pareto, claro que este análisis no aplica en todos los casos porque si queremos aplicar la filosofía de calidad total, no podemos solucionar una cantidad parcialmente y creer que tomamos el control de “los incendios” por lo tanto ya no tendremos problemas; sin embargo, nos podemos explicar porque están surgiendo estos problemas y así buscar alternativas de solución en ese momento y para la prevención de cualquier brote de fallo.
            Es una práctica sencilla pero muy útil, que se debe emplear siempre para las evaluaciones, en las reuniones de los círculos de control de calidad y como el planteamiento de como se está comportando la función productividad con las dependientes “problemáticas”.      
Bibliografía:


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada